Seguridad Alimentaria: Una clara Necesidad de un Enfoque Redondo

1.899 Visitas

Se espera que la población mundial actual de 7.600 millones alcance 8.600 millones en 2030, 9.800 millones en el 2050 y 11.200 millones en el 2100, según el último informe de las Naciones Unidas. Con aproximadamente 83 millones de personas que se agregan a la población mundial anualmente, se espera que la tendencia al alza en el tamaño de la población continúe, incluso suponiendo que los niveles de fertilidad continúen disminuyendo.

La acuicultura es el sector alimentario de más rápido crecimiento en el mundo, superando la producción mundial de la pesca de captura en el 2014. Proporciona más del 50 por ciento del suministro de alimentos a los seres humanos, sin embargo, plantea varias preocupaciones ambientales. Los alimentos acuícolas utilizan el 70 por ciento de la harina y el aceite de pescado del mundo, que se obtiene de peces pequeños capturados en el océano como las anchoas, sardinas, arenque, lacha y caballa, que son esenciales para la parte inferior de la cadena alimentaria marina.

Los analistas proyectan que para el 2040, la demanda de harina y aceite de pescado excederá la oferta. Los alimentos acuícolas también utilizan grandes cantidades de soja y maíz de las granjas industriales, que plantean otras preocupaciones ambientales debido al uso de fertilizantes y su posible escurrimiento en ríos, lagos y aguas costeras.

Además, los alimentos acuícolas pueden desencadenar la contaminación de nutrientes en los efluentes de la acuicultura, ya que los peces no pueden digerir completamente la soja y el maíz, que son los ingredientes principales de los alimentos.

Cultivos GM

Para abordar estos problemas, la investigación actual se centra en la alimentación del salmón cultivados a partir de cultivos genéticamente modificados (GM) con el objetivo de aumentar el valor nutricional de los peces. Estos alimentos GM son ricos en ácidos grasos omega-3 para enriquecer los niveles de omega-3 en el salmón. Se ha agregado un gen de un tipo de algas marinas a una planta de camelina para producir el aceite de pescado enriquecido con omega-3. Las pruebas de laboratorio muestran que los peces alimentados con este aceite han aumentado los niveles de omega-3. La pregunta que los investigadores ahora intentan responder es si lo mismo sucede en una granja de peces real.

Redondeando

El adjetivo “redondo” significa una forma como un círculo o cilindro o que tiene una forma curva como parte de la circunferencia de un círculo. En el contexto de esta columna, me gustaría usar la palabra “rondondear” que implica que se necesita un enfoque más holístico.

En primer lugar, el uso de tierras agrícolas de primera calidad para producir un cultivo que luego se utiliza como alimento para los peces, no es una solución integral a los problemas de seguridad alimentaria que tenemos que abordar. La gente quiere una cadena alimenticia corta y quieren estar conectados con su comida.

Con las noticias recientes sobre el glifosato y su impacto carcinogénico, necesitamos volver a abordar nuestro enfoque de la tecnología de GM y el uso de herbicidas. ¿Los cultivos GM, que se usan para producir aceite rico en omega-3, se tratan con glifosato?

El uso de extractos de plantas como alimento para peces significa que los riesgos emergentes en el sector agrícola, como la presencia de glifosato en una gran cantidad de cultivos y alimentos, se están convirtiendo en un problema para el sector de la acuicultura. En otras palabras, al usar plantas para producir alimentos acuícolas, podemos exportar los peligros alimentarios de la tierra al mar. ¿Es este un enfoque sabio y sostenible?

Autor: Ioannis Zabetakis

Fuente: International Aquafeed

 

 

Deja un Comentario

avatar
  Subscribe  
Notificarme de