Cultivo del Pez Limón – Lecciones de Más de 90 Años

503 Visitas

El cultivo del  Amberjack o Pez Limón en Japón comenzó en el estanque Ado en la isla de Shikoku hace aproximadamente 90 años. En la actualidad, hay tres especies de Pez Limón que se utilizan para la acuicultura en Japón, llamado cola amarilla Seriola quinqueradiata, el Pez limón Gigante Seriola dumerili, y el Seriola lalandi, conocido como Jurel de Castilla o Dorado Chileno

La producción anual de estas tres especies de Pez limón  se sitúa en torno a las 150 mil toneladas métricas. El cola amarilla  comprende el porcentaje más alto de la producción total con un 70% , seguido por el Pez el Gigante con el 28 %, mientras que el Jurel de Castilla  contribuye solamente 2% de la producción total

El stock de semillas para su uso en la producción acuícola del Pez limón proviene de la naturaleza. Los juveniles capturados en el medio silvestre que pesan aproximadamente 30-50 gramos son criados durante 20 meses o más, hasta que alcanzan el tamaño comercializable. Para el  cola amarilla, el tamaño cosechable es de cuatro kilogramos o más, mientras que para el Gran  Pez Limón es de  3-3.5kg y para el Jurel de Castilla  de cola amarilla es 3kg o más. El cultivo del Pez Limón en cautiverio ha sido exitoso y se pueden obtener fácilmente semillas producidas por incubación. Sin embargo, las poblaciones silvestres de juveniles de Amberjacks siguen siendo abundantes alrededor de Japón, por lo que son el stock de semillas preferido y todavía se están utilizando ampliamente para la acuicultura.

Hasta la década de 1990, hubo abundantes suministros de sardinas y macarela capturadas en el medio silvestre, por lo tanto, estos fueron utilizados principalmente como alimentos para el cultivo del cola amarilla. En la acuicultura a gran escala o comercial, el aumento de la alimentación también ha aumentado la deposición de piensos, heces y otras materias orgánicas en el fondo del estanque, dando como resultado la eutrofización y floración de algas dañinas que a su vez provoca la marea roja. Debido a estas preocupaciones, la Agencia de Pesca de Japón recomendó el uso de pellets húmedos para la acuicultura marina. El uso de pellets húmedos en la acuicultura ha mejorado significativamente la condición del ambiente de cultivo.

Los pellets húmedos poseen  una alta palatabilidad, por lo que son ideales  para las  especies carnívoras marinas como el Pez limón. Sin embargo, recientemente el cultivo del cola amarilla ha experimentado  un cambio hacia el uso de pellets extrusados. En la actualidad, el 60 % de los piensos utilizados para el cultivo del Pez limón son extrusados. El alimento formulado destinado al cola amarilla está idealmente compuesto de entre el 50 al 60 % de harina de pescado, pero debido al alto precio de este ingrediente, la tasa de formulación se ha reducido al 30-40 %. La harina de soja desgrasada y la harina de gluten de maíz también se usan como fuentes de proteína alternativas en la formulación de piensos para esta especie.

Estudios previos han demostrado que el uso de harina sin base de pescado, suplementada con nutrientes esenciales como aminoácidos esenciales, taurina y oligoelementos ha dado como resultado en el crecimiento normal de peces. Los piensos para el Pez limón que se utilizan en las granjas de acuícolas, normalmente  contienen entre el 30-75 %  de harina de pescado y entre el 5-25 %  de aceite de pescado con un valor promedio de alrededor del 48 % y 15 % respectivamente, pero el crecimiento de los alimentos por lo general contienen el 40 % de proteína.

Este porcentaje es mucho mayor en comparación con el de los  salmónidos y la dorada cultivada en el Mar Mediterráneo. La tasa de formulación de fuentes alternativas de proteínas es de 0-35 por ciento, con un promedio de sólo el 20 %. La deficiencia o insuficiencia de nutrientes esenciales como la taurina en la dieta se produce cuando el Pez Limón  se alimenta con una cantidad muy baja de harina de pescado en sus dietas y esto trae como resultado el síndrome del hígado verde.

Tochino et al. (2009) compararó el crecimiento del cola amarilla alimentada con piensos usando harina de pescado pura como la fuente de proteína con la alimentada con piensos que contenían una  combinación de harina de soja desgrasada y harina de gluten de maíz con sólo 20 por ciento de harina de pescado (suplementada con taurina). Se observó un  crecimiento normal en ambos casos. Además, Tsuzaki et al. (2015) reportó que los peces alimentados con piensos sin harina de pescado,  usando concentrado de proteína de soja, harina de soja desgrasada y harina de gluten de maíz suplementada con taurina,  mostraron un rendimiento de crecimiento idéntico a los peces alimentados con  una  dieta a base de  harina de pescado.

La pseudotuberculosis y la infección por estreptococos son algunas de las enfermedades comunes que encuentran los productores  en muchos sectores acuícolas. Sin embargo, las vacunas contra estas enfermedades ya estaban desarrolladas para el amberjack, por lo que ya no representan una amenaza seria para la acuicultura de esta especie.

Recientemente, otra enfermedad como la infección de Nocardia o comúnmente conocida como la enfermedad de la piel (bebedeniasis), se ha observado en el cultivo del Pez Limón. Para abordar esta cuestión, los acuicultores aumentaron el tamaño de las jaulas; esto mejoró significativamente la calidad de la carne de pescado ya que los peces  ahora tienen una mayor área para moverse. Aparte de los alimentos, la incorporación de hojas de olivo también ayuda a mejorar la calidad de la carne.

Autor: Profesor Shuichi Satoh, Universidad de Ciencias Marinas y Tecnología de Tokio

Fuente: International Aquafeed

Deja un Comentario

Se el primero en comentar!

Notificarme de
avatar
wpDiscuz